Convento de Santa María Magdalena de Cuitzeo, Michoacán

Vamos a recomendarles un impresionante complejo conventual, que nos ofrece una proyección de tipo fortaleza, el cual fue inaugurado por una comunidad de monjes agustinos en el siglo XVI. Se trata del Convento de Santa María Magdalena de Cuitzeo, en el estado de Michoacán. La fachada del templo de Cuitzeo, está flanqueada por una torre espadaña y expone un estilo plateresco. Destaca su enorme valía ornamental tallada primorosamente en cantera con representaciones de ángeles, florones y escudos de los agustinos. Igual de admirables son las columnas abalaustradas en donde se observan racimos de uvas y emblemas con águilas de dos cabezas. Todo lo anterior trabajado con una notable influencia indígena.

Existe una cartela junto a la puerta de acceso que enuncia “Francisco Juan Melt me hizo”. La parte interior del templo de Santa María de Cuitzeo es de una sola nave con el ábside mostrando góticas nervaduras. Por lo que se refiere al convento anexo, este tiene una hermosa arquería en la zona del claustro y vestigios de pinturas mulares en los largos corredores. Tanto el templo como el convento de Santa María de Cuitzeo fueron construidos a partir de la segunda parte del siglo XVI y ambos monumentos surgieron como resultado de las labores de evangelización que desarrollaron los frailes agustinos en esta parte del estado de Michoacán.

Qué visitar en el Convento de Santa María Magdalena

Los visitantes sin duda gozarán de la contemplación de la iglesia, con su única nave de cañón, edificada solo con cantera, con una fachada plateresca de excelente manufactura. Para mucha gente esta fachada es la de mayor belleza de todas las que dejaron los religiosos agustinos en el territorio michoacano. En contraste, el ex convento es de dos plantas y en la primera de ellas se encuentra el Museo del Grabado Mexicano. En la segunda, los turistas podrán conocer una vasta colección de pinturas al fresco del periodo novohispano. Tanto en el interior como en el exterior de los inmuebles comentados, los visitantes podrán disfrutar del tallado en cantera de diferentes elementos indígenas, algunos de ellos altamente sugestivos, como es el caso de gárgolas y plumas.

Cabe mencionar que el Convento de Santa María de Cuitzeo fue el quinto complejo conventual edificado por los agustinos en el territorio michoacano. En la actualidad es uno de los ejemplos mejor preservados en nuestro México de las usanzas arquitectónicas de las primeras etapas del Virreinato en la Nueva España. Los agustinos dedicaron el recinto conventual de Cuitzeo a la venerable Santa María Magdalena y hoy en día es uno de los patrimonios históricos, arquitectónicos y culturales de mayor importancia en tierras michoacanas.

Cómo llegar al Convento de Santa María Magdalena

El Convento de Santa María Magdalena se localiza en el lado oriente del jardín principal de Cuitzeo del Porvenir, a 34 kilómetros de la ciudad de Morelia, siguiendo al carretera número 43.

Información acerca del Convento de Santa María Magdalena

Es interesante saber la razón por la cual los agustinos nombraron a este convento de tal manera, como un homenaje a María Magdalena, un personaje de la Biblia que representa como ningún otro el deseo de conversión. Cabe mencionar que durante el siglo XVI, María Magdalena fue una figura sacra muy utilizada para fines de envangelización.

En el convento que les recomendamos visitar, se observa la imagen de María Magdalena en una escultura de cantera localizada en el nicho de la fachada del templo conventual. Allí, la santa se observa sosteniendo una vasija de aceite, como referencia al episodio bíblico donde María Magdalena limpió a Jesucristo con aceite.

Actividades a realizar en el Convento de Santa María Magdalena

Una excelente sugerencia cuando se visite este complejo conventual, es la de pasear por todos los espacios posibles que incluye. Por ejemplo, para este fin tememos el atrio, la capilla abierta, así como también, patios y jardines diversos. Un dato valioso acerca de este inmueble es que para su edificación se utilizó cierto tipo de piedra de cantera de tono claro que fue obtenida del cerro Manuna, el cual se localiza en el poniente de la península de Cuitzeo en el estado de Michoacán.

Escribe un comentario