Turismo de aventura y ecoturismo

La experiencia de conocer un lugar diferente al nuestro puede presentarse de muchas maneras diferentes. Un mismo destino turístico puede vivirse de varios modos distintos. Para el caso de las personas que les agrada la cultura, el arte o la historia, ciertos lugares son los más adecuados; quienes gustan de la diversión ligera, de simplemente pasarla bien, en un entorno grato, otros sitios serán los convenientes. Lo mismo en lo que se refiere a los viajeros en busca de un contacto directo con la naturaleza o emociones intensas en ambientes silvestres desafiantes o muy extremos. México cuenta con espacios adecuados para experimentar ambas vertientes.

Imposible no mencionar lugares como el Sótano de las Golondrinas en San Luis Potosí; los cenotes de la península de Yucatán o las grutas que existen en los estados de Guerrero y Morelos.

También los volcanes y montañas mexicanos, como el Popocatépetl, el Iztaccíhuatl, el Pico de Orizaba o el Nevado de Toluca, son adecuados para tener en ellos experiencias donde se combinen el contacto con la naturaleza con la más emocionante aventura.

Las playas de México son otros estupendos espacios donde vivir grandes emociones y al mismo tiempo disfrutar de un intenso contacto con los espacios silvestres costeros y submarinos.

Fuente de la imagen: http://www.skyscraperlife.com/

Escribe un comentario