Tlalpujahua, Pueblo Mágico de la Navidad eterna

Vale la pena imaginarse una apacible comunidad, en un entorno de aire limpio y bellas montañas. El firmamento claro nos recibe cada amanecer con una verdadera sonrisa de rayos de sol, nubes juguetonas y un entorno silvestre de ensueño. Tlalpujahua es una población michoacana de ambiente colonial, con calles pintorescas y callejones que transforman, por las noches, en enigmáticos pasadizos, rebosantes de leyendas.

Los visitantes de este Pueblo Mágico del estado de Michoacán, hallarán un sitio en donde se combina la magia de la Navidad con el misticismo particular del Día de Muertos. Tlalpujahua bien habría podido ser imaginado por Tim Burton. No es desacertado considerar a Tlalpujahua como la “capital mundial de la Navidad”, puesto que allí son producidas año con año, miles de esferas navideñas, creadas con vidrio soplado, las cuales se exportan a diferentes naciones como Nueva Zelanda, Francia y España.

Pero además, Tlalpujahua también está considerado como el acceso más cercano desde la Ciudad de México, a los santuarios michoacanos de la mariposa monarca, las cuales viajan desde Canadá a los bosques michoacanos y mexiquenses, para escapar del frío invernal, en el periodo de octubre a marzo.

Escribe un comentario