SpaceShipTwo y el cercano turismo espacial

El turismo espacial poco a poco va dejando de ser algo reservado a la ciencia ficción literaria y cinematográfica para transformarse en el porvenir mediato del giro turístico. Lo que hace unos años se antojaba como más propio del mundo de los cómics y los videojuegos, actualmente parece acercarse a una experiencia accesible para unos cuantos afortunados. Nos referimos a los viajes espaciales orientados a fines turísticos y recreativos. Recientemente se han dado a conocer algunas valiosas noticias acerca de un proyecto enfocado a los viajes turísticos al espacio. Se trata de la nave SpaceShipTwo del multimillonario británico Richard Branson.

La nave espacial con la que este potentado tiene pensado marcar un parte aguas en la conquista de los espacios siderales, ha superado una prueba más. Con este proyecto Branson intentará iniciar en el 2014, el turismo espacial. Hace unos días, un par de años después de haber hecho volar su cohete experimental durante 11 minutos, los pilotos de Virgin Galactic rompieron de nuevo la barrera del sonido y completaron su segundo vuelo de ensayo y rompió una marca de altura para un vuelo de una aeronave comercial diseñada con alas.

La nave en cuestión es la SpaceShipTwo (SS2) y tiene una capacidad para seis pasajeros. El despegue se llevó a cabo en el corazón del desierto de Mojave, en el estado de California, en la costa oeste de los Estados Unidos, La nave SpaceShipTwo logró elevarse 21 kilómetros sobre la superficie terráquea. Fue una prueba exitosa para probar el despliegue de las alas de este formidable artefacto volador, el cual puede reingresar a la atmósfera de manera plenamente controlada y aterrizar de manera parecida a la de un ratón.

Es importante señalar que la nave SpaceShipTwo no despegó como lo hace un avión o un cohete. Fue transportada en el lomo de un avión de carga, hasta unos 14 kilómetros de altura, en los límites con la estratósfera. Luego se desprendió y justo allí los pilotos activaron el motor del cohete. Unos segundos después la nave llegó a su máxima altura y rompió la barrera del sonido. El viaje completo tuvo una duración de una hora.

Hoy por hoy ya existen diferentes agencias en muchas partes del mundo para recibir solicitudes y así ser de los primeros turistas que viajen al espacio. Curiosamente en la lista de los candidatos a volar en la SpaceShipTwo, el número 500 es el popular actor Ashton Kutcher.

Escribe un comentario