Ruta Mérida y sus alrededores

Vacacionar en Mérida, es una manera fascinante de conocer la historia de nuestro país, desde los tiempos prehispánicos hasta la Conquista. Es una urbe beneficiada por el clima del Caribe, y caracterizada por su limpieza y su apacible ambiente. La mayoría de los edificios de Mérida son de blancas piedras y por eso se la conoce como “La Ciudad Blanca” o bien, la “Blanca Mérida”. La ruta inicia justo en esta ciudad, a la cual aconsejamos arribar por vía aérea. El aeropuerto de Mérida, recibe día con día varios vuelos nacionales e internacionales. Por lo que se refiere al hospedaje, aconsejamos elegir un hotel del centro, por ser muy conveniente para conocer los diferentes atractivos de este destino yucateco.

Te aconsejamos desarrollar en recorrido en coche, y para ello se puede rentar un vehículo o mejor aún, contratar un tour en las agencias turísticas locales. Lo primero que se debe recorrer es “la Ciudad Blanca”, y es posiblemente la más antigua de nuestro país. Su fundación se remonta a los tiempos de la conquista española, y por lo consiguiente, su arquitectura es cien por ciento colonial. En Mérida destaca la Catedral de San Ildefonso, la cual también es la más antigua de todo el continente. La capital yucateca también es el mejor lugar para acercarse a la gastronomía de la península. Para gozar de la faceta culinaria de Mérida aconsejamos conocer el Restaurante Hacienda Xcanatún, célebre por su especialidad, el pez bruja; o Los Almendros en donde se prepara el delicioso, Poc Chuc.

Un referente imperdible de Mérida es el Paseo Montejo, la avenida más importante de la ciudad. Tiene varios monumentos, discotecas y restaurantes, y los sábados por la noche es el lugar donde se realizan las tradicionales Noches Mexicanas, con música regional y antojitos típicos. Tras caminar por las calles de la Ciudad Blanca y disfrutar de los atractivos, lo que sigue es tomar un coche y transitar hacia el oriente, siguiendo la carretera 281 con rumbo al Golfo de México y tras recorrer 90 kilómetros se llegará a la ciudad de Celestún.

En este sitio se ubica la Reserva de la Biosfera de Celestún. Es un sitio de selvática vegetación que sirve de morada para una gran población de rosados flamingos.  Por hallarse en las orillas del Golfo de México, los platillos de mariscos y en general la gastronomía de esta región Yucateca es  suculenta. Un obsequio de la naturaleza yucateca es la posibilidad de contemplar los ocasos que allí se presentan. Por las noches, quienes sigan la Ruta de Mérida y sus alrededores tienen la alternativa de quedarse en alguno de los muchos hoteles ecológicos que allí se encuentran. Por la mañana vale la pena tomar el coche y acudir a alguno de los varios sitios arqueológicos de los antiguos mayas, que se encuentran en las cercanías.

Si se sigue el camino a Mérida, en la comunidad de Umán se toma la carretera 261, con destino a Holpechén, para así conocer la primera de estas urbes prehispánicas: Uxmal. Se trata de la zona arqueológica de la cultura maya que mejor ha resistido el paso del tiempo. Una de las razones que dan los arqueólogos para explicar esta durabilidad, es la planeación arquitectónica, de Uxmal, a manera de una gran fortaleza.

Es el sitio donde se aparece la célebre Pirámide o Casa del Adivino, que destaca por su altura y los adornos dedicados a Chac, la deidad de la lluvia. A lo largo de todo el año, se lleva a cabo un espectáculo de luz y sonido, que nos permite conocer la historia antigua de Yucatán. Luego, conviene visitar los magníficos yacimientos prehispánicos de Izamal y Chichen Itzá, lugares fascinantes y que son admirados en el mundo entero.

La Ruta de Mérida y sus alrededores nos deja conocer los mejores tesoros mayas y coloniales, y la interesante fusión de ambos mundos. Los turistas que siguen este itinerario viajero, tienen la oportunidad de conocer maravillosos sitios silvestres, arquitectónicos, que nos harán vivir una experiencia llena de encanto y cultura. Como consejos adicionales, aconsejamos llevar prendas de ropa y calzado cómodo, sombrero y gafas para el sol, protector contra el sol, cámara de fotos o de video y un cómodo traje de baño.

 

 

 

 

 

 

 

1 Comment

Escribe un comentario