Que comer en Acapulco

Las tradiciones culinarias de Acapulco son deliciosas y están integradas por una vasta gama de platillos, excelentes para saborear cuando se visitan los restaurantes y bares de la ciudad. En los menús de tales lugares aparecen las comidas tradicionales de Acapulco, tan valoradas por lugareños y turistas.

De entre las comidas que se hacen en Acapulco, las más consumidas por los habitantes de la comunidad y los visitantes nacionales y extranjeros, son, por ejemplo, el ceviche y el pozole. Estos últimos son dos especialidades típicas del puerto acapulqueño. Pero también hay que mencionar los suculentos pulpos en su tinta, los camarones a la campechana y al mojo de ajo y los que se preparan con camarón, almeja, jaiba y pulpo; también resulta recomendable la sopa de mariscos y el pescado relleno de lechón, así como también la barbacoa de chivo y varios otros.

Por lo que se refiere a las bebidas tradicionales de esta parte de Guerrero, destacan la tuba, el quilate, el tepache y aguas preparadas con frutas de la zona. Por otro lado, los dulces típicos guerrerenses, son espléndidos postres, que se pueden saborear enormemente. Su sabor es exquisito, su propuesta muy original. Sobresalen en este caso, los dulces de coco y de pulpa de tamarindo.

Otros platillos tradicionales de Acapulco, muy gustados por el público, son: las picaditas de Puerto Marqués, preparadas con manteca caliente, tortilla de maíz y salsa de chiles serranos; las pellizcadas en versión guerrerense, que se preparan con una tortilla, pescado, aceitunas y especias. Imposible no recomendar el arroz blanco o morisqueta, el pozole verde o blanco al estilo guerrerense o el sabroso dulce de coco. Como acompañamiento para estas delicias, sugerimos disfrutar la Petaquilla, que combina mezcal y jugo de uvas silvestres. La tuba por su parte, lleva chocolate y coco.

La gastronomía acapulqueña es verdaderamente deliciosa, y por ello, es preciso conocer los restaurantes y bares de este destino turístico y así disfrutar de los más ricos almuerzos y cenas. La bella bahía, rodeada de cerros, proporciona una gran diversidad de productos marinos, los cuales, combinados con recetas indígenas e ingredientes traídos desde España, han dado lugar a fascinantes creaciones culinarias.

Sin duda, la principal especialidad de Acapulco es el pescado a la talla. Este gustado guiso se cocina con un guachinango cortado para asar, pimienta, sal, algunas cucharadas de mayonesa y una salsa preparada con chile muy picante. Esta última lleva lleva guajillo licuado con pimiento, cilantro, ajo, comino y vinagre. El mejor sitio para degustarlo, al menor costo, es el área de Barra de Coyuca.

Escribe un comentario