Gastronomía de Acapulco

Tanto platillos de corte tradicional, como creaciones culinarias de la cocina internacional, se combinan en la oferta gastronómica de Acapulco, el destino turístico más famoso del estado de Guerrero. Desde la década de los cincuentas del siglo XX, Acapulco ha destacado en el orbe, como uno de los sitios predilectos para el veraneo y el disfrute de playa. En el caso de la comida que se sirve en esta joya del Pacífico Mexicano, existe un abanico variado en donde abundan los guisos de mariscos y pescado. Como quiera que sea, así como quien viaja a pasar sus vacaciones a Acapulco, sabiendo que tiene su diversión y su descanso garantizados, así también, la satisfacción gastronómica de quien viaja a este clásico del turismo guerrerense, es algo seguro.

Para los viajeros que busquen degustar lo más tradicional, entonces lo más recomendable es el Mercado Central o los puestos de comida en Puerto Marqués. Tales lugares son lo mejor, para conocer de primera mano, las raíces de la cocina tradicional acapulqueña. Platillos típicos como las picaditas, preparadas con tortillas de maíz, manteca y salsa de chile serrano; las sabrosas pellizcadas, las cuales son tortillas rellenas de pescado, especias y aceitunas, o los tamales de pescado con hierba santa, también nombrada como “acuyo”, son infaltables en los menús acapulqueños. Con respecto a los ricos postres de esta comunidad guerrerense, recomendamos los dulces de coco, leche, mango, plátano y tamarindo azucarado, enchilado o salado.

Las tradiciones culinarias de Acapulco, son exquisitas e incluyen una gran variedad de platillos, perfectos para ser disfrutados en los excelentes bares y restaurantes de la Avenida Costera, o en las palapas de las muchas bellas playas que se encuentran en este mágico lugar. De entre lo más consumido por los visitantes y lugareños de Acapulco, destacan el ceviche y el pozole, los cuales se preparan de distintas maneras y con diferentes ingredientes.

También imperdibles son los pulpos en su tinta, camarones al mojo de ajo, a la campechana, o combinados con almeja, cayo de hacha y jaiba. En el marco de unas vacaciones en Acapulco, tampoco hay que perderse la sopa de mársicos y de pescado, la barbacoa de chivo y bebidas como el chilate, la tuba, el tepache, y aguas preparadas con las frutas que crecen en estos costeños lares. En general, la cocina de Acapulco es muy sabrosa y es uno de los motivos por los cuales es un disfrute viajar a este magnífico destino turístico mexicano.