Fin de semana en la Riviera Nayarit

Localizado en la impresionante Sierra Madre Occidental y humedecido por las aguas del Océano Pacífico, se proyecta como uno de los lugares más atrayentes de nuestro país. Es la Riviera Nayarit, excelente destino para obsequiarse una escapada de fin de semana en el territorio nayarita.

La superficie de este lugar se despliega a lo largo de 300 kilómetros a lo largo de la zona costera, en un entorno de altas montañas e islas de gran belleza natural. Para los interesados en descubrir el aspecto más rústico y rural de México, la Riviera cuenta con un enorme espacio lleno de maravillas turísticas.

Por toda la extensión de las costas nayaritas aparecen playas para todas las preferencias, algunas de ellas con elegantes complejos hoteleros para quienes gustan de lo exclusivo; otras, en cambio, son playas más solitarias, ideales para la relajación; otras más, por su intenso oleaje, son excelentes para la práctica del surfing.

A los atractivos de esta zona, deben de agregarse las islas, manglares y exóticas comunidades, interesantes de visitar, que enriquecen la región.

Bahía de Banderas, al sur de la Riviera Nayarit, es famosa por recibir anualmente  numerosas ballenas jorobadas, cetáceos que nos ofrecen un espectáculo de la naturaleza, difícil de olvidar.

Allí aparecen diferentes lugares de interés vacacional, como por ejemplo, Nuevo Vallarta y Punta Mita, donde se encuentran prestigiosos campos de golf, centros comerciales, hoteles y marinas. Además, el cercano Puerto Vallarta es célebre por su encantador malecón y su dinámica vida nocturna.

La Riviera Nayarit también es recomendable de visitar el fin de semana, por sus panoramas costeros y sus comunidades pesqueras de magnífica riqueza silvestre. Basta con mencionar a Flamingos, lugar que tiene tres bellos lagos: Bucerías, con su enorme playa y pintorescas calles empedradas; La Cruz de Huanacaxtle, una sencilla población de pescadores; Destiladeras, santuario para el surf, islas Marieta, una zona ecológica exuberante, y Sayulita, una bohemia comunidad recomendable para hacer campamentos.

En el corazón de este corredor turístico se localizan otros sitios imperdibles, como Rincón de Guayabitos, sitio de cristalinas olas y apacible ambiente que semeja una gran alberca; el sitio prehispánico de Altavista y la playa casi virgen de Chacala, lugar para sentir el sortilegio de la naturaleza.

San Blas, municipio ubicado al norte de la Riviera, atesora una variada diversidad de fauna y flora, así como también, varios vestigios arqueológicos. Es un área donde se pueden dar paseos por los manglares de La Tovara; tomar un paseo a la Isla Isabel; avistar aves en Singayta; practicar el surfing en la Bahía de Matanchen; conocer los vestigios de la fortaleza de San Basilio; explorar la isla de Mexcaltitlan, y recorrer toda esta zona del Occidente del país.

Escribe un comentario