Cascadas de San Andrés Tzicuilan, Puebla

Una de las ventajas que tiene lanzarse a “pueblear” de vez en cuando, es que se tiene la oportunidad de conocer algunos encantadores parajes del territorio mexicano. En el estado de Puebla, además de innumerables comunidades pintorescas y llenas de colorido, pueden contemplarse sitios naturales de gran belleza. Por los rumbos de Cuetzalan tenemos, por ejemplo, las Cascadas de San Andrés Tzicuilán.

Los viajeros podrían ir exclusivamente para observar los cuerpos de agua de las cercanías de Cuetzalan sin ver otra cosa y aun así tener una experiencia turística formidable. La Cascada de más sencillo acceso es la de Las Brisas, con sus 20 metros de altura. Se levanta en medio de un gran anfiteatro natural, con bosques de pinos, plátanos, helechos, xonotes, chalahuites, orquídeas y muchas plantas y árboles más.

Pero es aún más atractiva la cascada El Salto, con sus 23 metros de altura, la cual, al caer, estructura una gran poza de aguas cristalinas. Otra cascada notable es la de Las Golondrinas, la cual se encuentra un poco más retirada pero que realmente vale la pena conocer por su caída de 45 metros. Puedes nadas en ellas o bien practicar el rappel y el excursionismo.

1 Comment

  1. Bellezas naturales a punto de ser destruidas gracias al fracking, cortesía de la Reforma Energética del gobierno de EPN. Gracias!

Escribe un comentario