Basílica de Nuestra Señora de la Salud, en Michoacán

El estado de Michoacán es un hermoso destino que ofrece a quienes lo visitan, un delicioso ambiente colonial, y al mismo tiempo, el encanto de sus tesoros históricos, manifestados en sus muchas ciudades virreinales, construcciones sacras y artesanías típicas.

Pero aunado a las maravillas trabajadas por las manos de sus habitantes, Michoacán cuenta con una invaluable hermosura, especialmente en sus espacios silvestres, los cuales atraen a viajeros de todas partes del mundo.

La variedad de su geografía y su clima envidiable, hacen de Michoacán una zona siempre llena de vida y fertilidad, en la que cada comunidad tiene sus particulares atracciones para lucir y cautivar.

En el caso de Pátzcuaro, Pueblo Mágico, tiene una joya en la Basílica de Nuestra Señora de la Salud. Se trata de una construcción que data de mediados del siglo XVI, pero que no fue concluida sino hasta los últimos años del siglo XIX.

Es uno de los edificios más hermosos e impresionantes de este Pueblo Mágico purépecha. La Basílica de Nuestra Señora de la Salud, exhibe numerosos valores artísticos e históricos. Y si bien su fachada tiene una ornamentación más bien austera, en sus interiores se atesoran muestra de arte sacro de enorme belleza, que todos deben de conocer.

Escribe un comentario